viernes, 23 de febrero de 2018

Pedro Martín Cordón











Aunque es invierno
y es de noche,
aún sueño.
Y todavía siento
que si hace frío
y está oscuro
me puedo abrigar
y puedo ver las estrellas
en la oscuridad.
Y doy gracias
con el corazón lleno de escarcha
por todo lo que conservo.
Y pido con toda mi alma
que llegue algo de luz
a los que no la albergan,
Aunque sea
una pequeña luciérnaga,
una lámpara de sueño,
Una pequeña estrella.
Y la esperanza,
que hace que la vida
siempre sea bella.




No hay comentarios:

Publicar un comentario