domingo, 2 de julio de 2017

Aurelio González Ovies





A veces la tristeza te espera en cualquier sitio




y hay que creer en algo.
Hemos venido a ser felices por encima de
todo,
a perder unos seres y formar una casa,




a envejecer un árbol y madurar un fruto,
a decir un adiós y escribir una carta.





No hay comentarios:

Publicar un comentario